La talla de lo que somos

En este blog pretendo ayudarme a redescubrirme en cada momento de mi vida, buscando la verdad en ella.

miércoles, septiembre 02, 2009

La oxitocina del mar menor


Pues por aquí andamos, por el mar menor, como veis disfrutando de lo lindo. El peque se ríe con todo lo que se le dice, y con su papi se derrite y se deshace en carcajadas.

Y yo, me siento tan feliz que empiezo a dudar si el mar menor tiene algún tipo de droga relacionada con las medusas o con el pis o con la sal que tiene, que me hace estar como oxitocinada. Y es que creo que me va tan bien, que casi me da vergüenza proclamar a los 4 vientos lo feliz que soy y lo bien que me trata la vida.

Tengo la suerte de tener una familia maravillosa gracias a la cual tengo la casa envidiable en la que vivo, he podido tener unos estudios que me permiten tener el trabajo que tengo, que por cierto es de lujo ( cerca de casa, media jornada, con compañeras con las que me llevo muy bien y que me cuidan mucho...), y lo más importante, soy como soy porque ellos me han educado así, y creo que no les he salido mal del todo. Además soy tan suertuda que les puedo ver tan a menudo como quiera, porque vivimos tan cerquita...con deciros que mis padres viven a 5 minutos andando y mi hermana al otro lado del rellano...

Por otro lado está Rubén, él me trata como una reina, y yo a veces no sé porque, pero me dejo querer.

De Gabriel que os voy a contar, que es un niño perfectamente sano y que se porta fenomenal, que cuando tiene hambre o sueño o caca o lo que sea, llora, porque todavía no ha aprendido a hablar pero sí a comunicarse y eso es lo que hace así que de momento nos entendemos muy bien y su padre y yo nos derretimos cada vez que nos dedica una de sus carcajadas al vernos aparecer.

Alguien dijo una vez que aprendes a apreciar las cosas cuando ya no las tienes, yo sin embargo no quiero que ese momento llegue tan tarde y cada día me despierto y pienso que no podría tener más suerte en esta vida y que tengo que aprovechar el día para disfrutar todo lo que tengo y lo que soy.

Gracias a todos los que habéis conseguido que sea tan Feliz, porque sin vosotros mi vida no sería así. Gracias por quererme, cuidarme y aguantarme, y gracias porque sé que seguireis haciéndolo.

Etiquetas:

4 Comments:

At 11:28 p. m., Anonymous Anónimo said...

Me gusta que seas feliz, te lo mereces guapa! Eres de ese tipo de gente que nada más conocerte, y aun sin conocerte, te das cuenta que gracias a tí y a otros como tú, que no hay muchos más bien poquitos y escondidos, compensas la balanza de este mundo con tanta bondad y simpatía. Eres como un imán que atrapas lo negativo de la peña y sueltas ++++ a tutiplen. Muchas Zenquius de parte del resto de la humanidad.
Ah!! tu niño es preciosisimo!!

 
At 5:53 p. m., Anonymous Anónimo said...

No sabes como me gusta ver que eres tan feliz.No olvides nunca que cada uno recibe lo que se merece y tu te mereces eso y mas. Mi niño esta para comerselo; ya tengo ganas de que llegue el dia 16 para achucharlo. ¨Felicidades Gabriel¨que hoy cumples 3 meses: PRECIOSO.Os quiero mucho......Camilicundris

 
At 11:54 p. m., Anonymous Anónimo said...

QUE POCO ME QUEDA PARA COMERME A ESE PASTELON, PORQUE ESTA PARA COMERSELO.BESOS.MAMA

 
At 1:07 p. m., Anonymous Anónimo said...

Espero que una año después y con tanta oxitocina encima, y sabiendo que entre otras cosas...también es la hormona de la generosidad, tengas una idem de ella y nos cuentes que ha pasado en estos 365 días de reclusión bloguera, que se te echa, sin hache, de menos

 

Publicar un comentario en la entrada

<< Home